fbpx Saltar al contenido

Supo que iba a ser padre y creó una habitación espectacular para su hijo

COMPARTIR FACEBOOK
 
COMPARTIR TWITTER

 

En muchas ocasiones hemos hablado de lo maravilloso que es ser padre o lo fantástico que es tener un hijo, sobre todo si éste es esperado.  Creemos que una de las noticias más bonitas que alguien te puede dar es cuando deseas tener un hijo y tu mujer, después de varias semanas, te comunica que al final habéis conseguido el objetivo y que está embarazada. En ese instante la felicidad y la ilusión por esta nueva noticia es desbordante y con ello comienza nueve meses de trabajo duro y de un aumento de nervios pues los padres deben dar la bienvenida a su hijo.

Todos los que seáis padres sabréis que uno de los rituales que se debe hacer cuando vamos a tener un primer hijo es “preparar su habitación”, es decir, encontrar una habitación de nuestra vivienda para decorarla y acondicionarla para que sea en un futuro la habitación de nuestro recién nacido.  Para ello tendremos que pintar las paredes, comprar peluches, elegir una cómoda cuna dónde pueda dormir tranquilo y fuera de cualquier peligro, colocar algunos cuadros, en fin ese tipo de cosas para poder conseguir un espacio bonito dónde nuestro hijo sea capaz de crecer cómodo, sano y sobre todo protegido.

Normalmente este ritual lo hacen los padres juntos y no suele ser muy complicado, pero en la historia de hoy nuestro protagonista quiso regalarle a su futuro hijo unas estrellas para que pueda crecer lleno de ilusión, originalidad y creatividad a partes iguales. Y además, lo compartió con todos los usuarios para que cualquiera pueda hacerlo también y aprender a hacer un techo estrellado perfecto para una habitación infantil. ¿Estás preparado para descubrir el proceso? Proceso paso a paso es el siguiente:

Indice del contenido

Debemos marcar el techo de la habitación para saber por donde pasan tanto las tuberías como las vigas y así poder trabajar con mucha más seguridad y sin estropear nada.

Una vez hayamos marcado los lugares por donde pasan las tuberías y las vigas procederemos a trazar una cuadricula, con un hilo de color, y así podremos realizar los agujeros por cuadrantes. Lo mejor es que vayas realizando los agujeros al azar pues así quedan distintos y variados.

Los procesos de arriba son sencillos pero ahora viene lo complicado, si tenemos una buhardilla debemos acceder por ella al falso techo. Si no tenemos esto será más sencillo pues los siguientes pasos no los deberemos hacer. Teniendo en cuenta que nos basamos en que tenemos buhardilla y falso techo, deberemos retirar cuidadosamente el aislante que protege la habitación en cuestión. Advertencia: ten cuidado mientras estas trabajando en esta zona porque será muy baja y deberás trabajar durante horas con agachado.

Deberemos comprar por internet o por tu ciudad un kit de iluminación parecido al de la fotografía. Éste está compuesto por dos paquetes de 300 hilos de fibra óptica que serán los encargados de emitir luz, una fuente de luz con la que se puede modificar la intensidad, un mando distancia para modificar la fuente de luz y por ultimo una rueda de color para cambiar el tono de las luces.

Una vez tengamos este kit comenzaremos a desenrollar cuidadosamente todos los hilos de la fibra óptica y lo agruparemos usando una cinta de velcro para así poder trabajar con más facilidad.

Una vez realizado el paso anterior, elegiremos el lugar donde colocaremos la fuente de luz y a continuación protegeremos con cinta aislante los primeros 10 centímetros de cada conjunto de hilos. Cuando lo hayamos hecho, haremos un agujero en el techo. Terminado el agujero y colocado los hilos los conectaremos a la fuente de luz.

Después del paso anterior, volveremos a la guardilla y comenzaremos a estirar los hilos por todo el techo de la habitación y a introducir las secciones por los pequeños agujeros que habíamos realizado anteriormente. Como puedes comprobar en las imágenes que te vamos a dejar a continuación, los hilos caen desde el techo.

Cuando todos los hilos estén colocados en las secciones realizadas por toda la habitación, comenzaremos a cortar  el hilo sobrante. Los cortaremos hasta 3 o 4 milímetros. En este paso necesitaremos paciencia y sobretodo deberemos realizarlo muy despacio.

Finalizado todo el proceso y realizando los cortes, deberemos empujar los milímetros que no sobren hacia arriba  para que los hilos queden al ras del techo. Al dejar unos milímetros sobrantes, nos ayudará a la hora de pintar el techo en un futuro.

Después de un largo camino el resultado es realmente asombroso y es posible que solo sea una idea perfecta para un hijo sino que muchos adultos les encantaría tener esto en su habitación y es que es ¡Alucinante! El gran trabajo que este hombre hizo por su hijo.

¿Qué les pareció el trabajo que hizo este hombre? ¿Lo harían para sus hijos?

Fuente: wimp

COMPARTIR FACEBOOK
 
COMPARTIR TWITTER
TE PUEDE INTERESAR