fbpx Saltar al contenido

Dos cisnes piden ayuda a unos humanos porque se han entrelazado

COMPARTIR FACEBOOK
 
COMPARTIR TWITTER

Pese a lo que muchos piensan, los animales salvajes a veces también necesitan de nuestra ayuda cuando se meten en una situación un tanto complicada de la cual ellos mismos no pueden salir.  Esto ocurre con más frecuencia de la que nos imaginamos. La cuestión está en ayudar o no ayudar cuando vemos a un animal salvaje en apuros, está en nosotros y si queremos o no queremos hacer lo correcto.

Es evidente que para nosotros lo correcto, y siempre lo va a ser, es ayudar al animal que se encuentra en una situación un tanto extraña, ya sea salvaje o sea un animal doméstico. Para nosotros lo más importante es ayudar a todos los seres vivos y creemos que esta opinión debería ser compartida también por las demás personas.

Centrándonos en el tema principal de esta noticia, fueron los hermanos y fotógrafos Vitaly y Alexander Drozdov los que tuvieron que tomar una decisión muy importante.

Al parecer estos hermanos estaban caminando por las afueras de un río de Riga, en Letonia, cuando de repente escucharon unas salpicaduras muy raras. Vencidos por la curiosidad, ambos se acercaron más al río para saber qué es lo que estaba ocurriendo y se sorprendieron por lo que descubrieron.

Vieron que dos cisnes que estaban intentando luchar en el agua para poder separarse pues tenían ambos cisnes el cuello enredado.

De forma inesperada, los dos cisnes al ver a los hermanos fueron nadando hasta ellos pidiendo ayuda y uno de los hermanos, Alejandro, se puso a separar con mucho cuidado las alas y el cuello de ambas aves. Mientras que su hermano estaba desenredado a los dos cines, Vitaly firmó todo el momento.

Quizás lo más asombroso es que los dos cisnes fueron los que se acercaron a los fotógrafos cuando les escucharon venir ¡Estaban pidiendo ayuda!

Probablemente la razón por la que ambos cisnes se habían quedado entrelazados es porque estaban luchando por el territorio, al igual que otras especies de animales hacen. Según la teoría de estos hermanos al golpearse el uno al otro con sus alas provocó que ambos se quedaran enredados de esa forma.

Afortunadamente los dos hermanos estuvieron ahí para poder salvar la vida a estos dos cisnes ya que si no hubiese sido por estos dos hermanos los dos cisnes seguramente habrían acabado muriendo.

COMPARTIR FACEBOOK
 
COMPARTIR TWITTER
TE PUEDE INTERESAR